Equipos de trabajo,  RRHH

Las percepciones y aptitudes

LAS PERCEPCIONES

Es aquel proceso a través del cual las personas y miembros del equipo interpretan la idea que les dan los sentidos, para darle un significado.

Como nuestra capacidad es limitada, sólo vamos a percibir los estímulos que centran nuestra atención.

Nuestro entorno está influido por elementos externos y éstos se identifican con nuestros intereses, valores, objetivo en cada momento.

Por todo ello, cuando los equipos de trabajo tratan de interpretar la idea de su alrededor, es factible que puedan producirse imperfecciones de la misión.

El proceso de percepción es el que hace que lleguemos a conocer a los compañeros y esa organización.

También podemos conocer una mayor comprensión de la conducta de las personas y aparecer conflictos que puedan llegar a dificultar la cohesión.

Es importante porque hace que la percepción de una u otra persona puede llegar a ajustarse a unos niveles que persiguen los demás.

Cuando el equipo de trabajo es capaz de llevar a cabo una buena percepción del entorno y atribuirnos un significado a todo aquello que nos rodeen, las personas van informando así.
LAS ACTITUDES

Son un proceso a través del cual las personas crean ideas, opiniones, sobre determinados aspectos y pueden predisponer de forma favorable a la actuación, respecto a un hecho.

Las actitudes son fundamentales en cuanto se refiere a la dirección y a los miembros.

Las actitudes conllevan 3 componentes:

– Afectivo. Aquel que controla los sentimientos evolutivos de agrado/desagrado de las personas con respecto al OBJETO.

– Cognitivo. Hace referencia a las creencias, opiniones que las personas tienen acerca de la actitud o conocimiento.

– Conductual. Es el que hace referencia expresa a la conducta de la empresa.

Las actitudes se van a ir creando a través de un proceso de aprendizaje desde su inicio hasta su finalización.

¿Qué actitudes deben estar presentes en una idea?

– Son aquellas que se refieren a los roles de tarea y mantenimiento.

– Pedir ayuda a un compañero mientras se realiza un trabajo.

– Desempeñar lo que a cada uno le corresponde.

Soy Licenciada en Ciencias del Trabajo y Diplomada en Relaciones Laborales. Durante mi formación me especialicé en Recursos Humanos (RRHH)

2 Comments

  • Kurt Goldman Zuloaga

    Interesante blog. me gustaría hacer algunos alcances con el ánimo de contribuir:
    actitud no es lo mismo que aptitud, por lo que la gente no debe confundir los términos (cambiar el titulo de la nota).

    las actitudes son el principal modulador de las conductas, asi como las consecuencias su motivador. por ende, las experiencias de vida tambien crean actitudes desfavorables hacia algun estimulo, por lo que es relevante darse cuenta de cuales son aquellas condiciones o experiecnias que hacen que la gente se predisponga de forma negativa para poder generar un cambio real en los sistemas de trabajo.

    saludos y mucha suerte

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *